Valencia - Zona Congresos +34 601 207 691

El Tantra es una filosofía de vida, como cualquier filosofía, enseñanza oriental, es un modo de vivir, de sentir, de percibir. Abarca todos los sentidos, nos acompaña a lo largo de la vida, en cada segundo.

A traves del tantra sentiremos a niveles más íntimos, más profundos y satisfactorios. Es una filosofía milenaria, que nos guía hacia la felicidad; es, sencillamente, ser conscientes de todo lo que nos rodea, vivir cualquier acontecimiento enfocándolo de forma positiva, energética.

En el tantra prima la respiración profunda, la visualización, los sentidos están a flor de piel.

La tantricidad está en nosotros, en todo lo que nos rodea.

La terapia tántrica es idónea para parejas que quieran aportar a su sexualidad un enfoque más oriental, más humano, ya que la sexualidad feminina a menudo dista de la del hombre.

El masaje tántrico, incluído en la terapia, es un masaje que aporta paz, equilibrio, felicidad; está lleno de ternura, dulzura, sensualidad, a menudo de extrema belleza. En el masaje tantra hay abrazos infinitos, se mecen los sentidos, caricias interminables, miradas y suspiros, siempre domina el respeto.

Se trabaja el cuerpo entero, los centros energéticos, los sentidos se despiertan. La sexualidad tántrica no es sexo pélvico, es sexo más intimo, más energético, aunque a veces en el masaje tantra , al activar los centros energéticos, el receptor llega a excitarse, la masturbacion (masaje Yoni para mujer, masaje lingam para hombre) no es lo esencial. Lo primordial es que la energia abarque el cuerpo entero.

En nuestro centro trabajamos la sexualidad femenina y la sexualidad masculina de forma individual o conjunta, ya que nuestras terapias están orientadas para personas que acudan solas o en pareja.

Esas terapias tienen como meta deshacerse de los bloqueos, las fobias que nos alejan del camino de los placeres y de la felicidad…

Terapias impartidas por Alejandro, nuestro maestro budista, psicólogo y sexólogo, acompañado por una de sus alumnas.

Concertar cita con uno o dos días de antelación.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *